Los beneficios de caminar después de comer para las personas con diabetes

11 de julio de 2023

Los beneficios de caminar después de comer para las personas con diabetes, Se espera que la cantidad de personas con diabetes en todo el mundo se duplique con creces en las próximas tres décadas.

Romper un estilo de vida sedentario y estar activo regularmente tiene un efecto positivo en el control del azúcar en la sangre.

Se espera que llegue a 1300 millones para 2050, según un estudio publicado en la revista The Lancet.

Por lo tanto, no se puede negar la relevancia mundial de esta enfermedad, y al mismo tiempo que cada vez más evidencia científica.

Indica que la acumulación de tiempo sentado por largos períodos es perjudicial para la salud y el metabolismo cardiovascular.

Y debido a que la diabetes es una enfermedad metabólica, las conclusiones de un analisis (un estudio que se basa en datos y los resultados de muchos estudios sobre el mismo tema).

Publicado en la revista Sports Medicine en febrero de 2022, ambos por personas con esta condición y por profesionales médicos que deben incluirlos en sus recomendaciones.

Investigadores de la Universidad de Limerick, Limerick, Irlanda y la Universidad Metropolitana de Manchester.

Reino Unido, han concluido que caminar después de comer puede reducir los niveles de azúcar en la sangre en un 17 %.

Es importante buscar orientación de un nutricionista o profesional de la salud, especialmente si tienes condiciones médicas previas o estás bajo medicación, para recibir recomendaciones personalizadas y adecuadas a tu situación específica.

En particular, de siete ensayos cruzados aleatorizados que tomaron muestras de adultos de ambos sexos (18 años y mayores).

Principalmente con sobrepeso u obesos, encontró que caminar ligero reduce significativamente el azúcar en la sangre y la insulina posprandiales (posprandiales) en comparación con sentarse o estar de pie.

Interrupciones breves y frecuentes al estar de pie reducen significativamente el nivel de azúcar en la sangre posprandial en comparación con estar sentado durante mucho tiempo.

Sin embargo, se ha encontrado que la caminata de baja intensidad representa un mejor descanso para la actividad física detallan los autores del trabajo en la publicación.

La viabilidad y los efectos longitudinales de interrumpir el comportamiento sedentario con caminatas de baja intensidad deberían investigarse en un entorno de vida libre.

Los nutrientes (incluida la glucosa) ingresan al torrente sanguíneo desde los intestinos y los niveles de azúcar aumentan en el cuerpo. 

En el estudio, los investigadores compararon los efectos de caminar a paso ligero después de las comidas con los efectos de estar de pie.

Y descubrieron que, si bien la segunda opción podía mejorar los niveles de azúcar en la sangre posprandiales, la primera opción era más efectiva.

Estar de pie resultó en una reducción del 9,5%, mientras que caminar, del 17%. Sugieren:

El efecto será aún mejor si, además de caminar, se combina el ejercicio regular.

La diabetes tipo 2 tiene un alto componente genético hasta un 50%, y debido a que también se asocia con altas tasas de obesidad.

La actividad física puede reducir el riesgo de padecer esta enfermedad y mejorar la condición física de quienes la han padecido.

Los investigadores han sugerido incluir tiempo libre en el trabajo para una caminata ligera.

Lo encontraron más factible que practicar actividad física de moderada a vigorosa.

En el lugar de trabajo y lo ofrecieron como una alternativa para aquellos con contraindicaciones.

Números preocupantes sobre la diabetes a nivel mundial

Es una enfermedad metabólica crónica caracterizada por niveles altos de azúcar en la sangre debido a la falta o reducción de los efectos de la insulina.

Y según datos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC).

Más de 37 millones de personas en Estados Unidos padecen la enfermedad.

Como señalaron los expertos en un artículo reciente publicado en The Lancet.

Se espera que la cantidad de personas con esta afección se duplique en todo el mundo durante las próximas tres décadas.

 Sin embargo, toda la evidencia indica que la prevalencia de diabetes está aumentando a nivel mundial, principalmente debido al aumento multifactorial de la obesidad.

La prevención y el control de la diabetes tipo 2 sigue siendo un desafío continuo.

Caminar después de comer ofrece una serie de beneficios importantes para las personas con diabetes:

Control de azúcar en la sangre: La actividad física, como caminar, ayuda a reducir los niveles de azúcar en la sangre al permitir que los músculos utilicen la glucosa como fuente de energía. Esto facilita el mantenimiento de niveles de glucosa más estables y dentro del rango objetivo.

Mejora de la sensibilidad a la insulina: Caminar regularmente puede aumentar la sensibilidad de las células a la insulina, lo que significa que pueden utilizar de manera más eficiente la insulina disponible para el transporte de glucosa desde la sangre hasta las células. Esto ayuda a contrarrestar la resistencia a la insulina, un problema común en la diabetes tipo 2.

Control de peso: El ejercicio físico, como caminar después de comer ayuda alas personas con diabetes, contribuye al control y la pérdida de peso.

Mantener un peso saludable es fundamental para el manejo de la diabetes.

Ya que ayuda a mejorar la sensibilidad a la insulina y a mantener niveles de azúcar en la sangre más estables.

Mejora de la salud cardiovascular: La diabetes aumenta el riesgo de enfermedades cardiovasculares. Caminar regularmente fortalece el corazón y los vasos sanguíneos, mejora la circulación, reduce la presión arterial y disminuye los niveles de colesterol y triglicéridos, lo que reduce el riesgo de complicaciones cardiovasculares.

Caminar después de comer para las personas con diabetes pueden tener el Control del estrés:

La actividad física como caminar libera endorfinas, hormonas que mejoran el estado de ánimo y reducen el estrés.

El estrés crónico puede afectar negativamente el control de la diabetes, ya que puede elevar los niveles de azúcar en la sangre. Caminar puede ayudar a reducir el estrés y promover una mentalidad positiva.

Aumento de la energía y la calidad de vida: El ejercicio regular, incluyendo caminar, aumenta la energía y reduce la fatiga en las personas con diabetes.

Además, mejora la calidad de vida al promover la independencia, la movilidad y la capacidad de realizar actividades diarias sin dificultad.

Es importante recordar que antes de iniciar cualquier programa de ejercicio, las personas con diabetes.

Deben consultar con su médico para obtener recomendaciones específicas y adaptar el ejercicio a sus necesidades individuales.

Te dejo un video de nuestro canal de YouTube Método Lázaro

¡Subscríbete a nuestro boletín de noticias!

Recibirás las últimas novedades de entrenamientos y nutrición deportiva. Además de descuentos, promociones y mucho más.

Últimas entradas

crossmenu
×