Caminar o correr: ¿qué elegir para perder peso o mejorar la salud?

25 de enero de 2024

Caminar y correr son ejercicios fundamentales que aprendemos de manera natural y que pueden contribuir a mejorar nuestra salud en la vida cotidiana. Sin embargo, no es tan sencillo como simplemente salir a correr o caminar y esperar resultados milagrosos. Caminar o correr: ¿qué elegir para perder peso o mejorar la salud? Ambos poseen beneficios, pero la elección dependerá del contexto individual de cada persona.

Como discutimos anteriormente, no es obligatorio alcanzar los 10,000 pasos diarios para mantenerse en forma. La clave radica en contextualizar esos 10,000 pasos según la persona y la intensidad con la que se dan.

Moverse es beneficioso, eso es incuestionable

Tanto caminar como correr implican activar nuestro cuerpo, involucrando a los músculos, las articulaciones y el sistema cardiorrespiratorio. Este aspecto es beneficioso, ya que contrarrestamos el sedentarismo y disminuimos el tiempo que pasamos sentados, lo cual es perjudicial para la salud.

Ya sea caminando o corriendo de manera regular, se promueve la mejora de la capacidad funcional del corazón y los pulmones. Además, implica un mayor gasto energético, contribuyendo a reducir el riesgo de sobrepeso. Estas actividades también son útiles para prevenir enfermedades como la depresión, la diabetes y la hipertensión.

Andar: asequible a todo el mundo y menos riesgo de lesión

Si has estado inactivo durante un largo período o si llevas un exceso considerable de peso, la mejor opción es iniciar con la actividad de andar. Esta práctica tiene un menor impacto en comparación con correr, disminuyendo significativamente el riesgo de lesiones. Aunque pueda parecer que caminar no tiene un impacto significativo, constituye el primer paso esencial para alcanzar tus metas.

En casos de sobrepeso, inactividad prolongada o lesiones, la recomendación principal es optar por la caminata. Esta actividad ofrece flexibilidad en cuanto a la distancia y la intensidad, adaptándose a diversos niveles de condición física. Puedes comenzar caminando durante 30-40 minutos a un ritmo moderado y gradualmente aumentar la distancia y la velocidad. Además, la inclinación del terreno puede servir para ajustar la intensidad.

Debido a su naturaleza de bajo impacto, la caminata puede realizarse diariamente. Como estrategia, cada día puedes buscar aumentar la distancia o intensificar la velocidad para progresar gradualmente. Llegará un momento en el que, a pesar de caminar considerablemente, podrás sentir que se ha vuelto insuficiente. En ese punto, será el momento adecuado para considerar la transición a la carrera.

Correr y los beneficios extras al hacer ejercicio a más intensidad

Para una persona sin problemas de peso, enfermedades o que se encuentre en buena forma física, correr ofrecerá más beneficios que simplemente andar. Esto se debe a que el estímulo proporcionado por la actividad de andar no alcanza un umbral mínimo para generar adaptaciones significativas a nivel muscular, cardiovascular, metabólico o respiratorio.

No obstante, si ha pasado mucho tiempo desde la última vez que corrimos, siempre es recomendable iniciar el ejercicio de manera gradual, alternando entre caminata y carrera, como se propuso en su momento en el programa de entrenamiento para correr cinco kilómetros por primera vez.

Es importante tener en cuenta que correr no debe considerarse como un atajo para perder peso o mejorar la forma física. Para aquellos que no están acostumbrados al ejercicio, lo más aconsejable es comenzar con actividades como caminar o realizar intervalos de caminar y correr, conocidos como "ca-cos". Correr puede ser una actividad traumática, y nuestro sistema locomotor debe adaptarse gradualmente a los impactos del pie contra el suelo para prevenir lesiones comunes en los corredores.

En resumen, algunas conclusiones sobre la elección entre andar o correr para perder peso o ponerse en forma son las siguientes:

La elección entre correr o andar no debe considerarse como una pregunta global, sino como una decisión personal basada en las condiciones y objetivos individuales.

Te dejamos un video en nuestro canal de YouTube Método Lázaro sobre "¿Dinero, físico o personalidad?"

¡Subscríbete a nuestro boletín de noticias!

Recibirás las últimas novedades de entrenamientos y nutrición deportiva. Además de descuentos, promociones y mucho más.

Últimas entradas

crossmenu
×