Conoce los componentes de la dieta atlántica y sus ventajas para tu salud

30 de agosto de 2023

La dieta atlántica, además de platos como la paella, el salmorejo y el cocido madrileño, en España existe una amplia gama de cocina regional más rica, variada y saludable que la comida típica de otras zonas del país, al igual que la dieta de los españoles.

A pesar de no ser tan conocida como la dieta mediterránea, la dieta de origen gallego tiene muchas ventajas nutricionales, que detallaremos en este artículo.

¿Cuál es la historia y origen de la dieta atlántica?

Las comidas y la cocina de las regiones costeras del Océano Atlántico, como el norte de Portugal y el oeste de España, se conocen como la "dieta atlántica".

El País Vasco, Asturias, Cantabria y Galicia son regiones que siguen una dieta similar.

También es popular en Portugal y se basa en una variedad de alimentos, que incluyen pescado, mariscos y carne de res regional.

Al igual que el Mediterráneo, Iberia tiene una larga historia de tradición culinaria.

La Dieta Atlántica se diferencia en que es un concepto y término relativamente nuevo.

Una asociación gallego-portuguesa empezó a investigar los efectos de esta dieta en la salud en 2003, cuando surgió la idea.

A partir de ese momento se sumaron el Instituto Politécnico de Viana do Castelo, la Universidad de Santiago de Compostela, la Fundación Española de Nutrición (FEN) y la Asociación Gallega para el Estudio de la Dieta Atlántica (ASGAEDA).

Estas organizaciones se unieron para establecer la Dieta Atlántica como contraparte de la Dieta Mediterránea como estándar mundial para una dieta saludable.

De hecho, el Centro Europeo para la Dieta Atlántica se creó en Portugal en 2003.

Además, la Universidad de Santiago de Compostela creó la "Fundación Dieta Atlántica" cuatro años después, en 2007.

La importancia del calcio y como incluirlo
La importancia del calcio y como incluirlo

¿Qué alimentos se incluyen en el menú de la dieta atlántica saludable?

Forman parte de esta dieta los siguientes alimentos:

Entre los pescados se encuentran el lenguado, el jurel, la dorada, la sardina, el bacalao, la merluza y la caballa, entre otros.

Mariscos frescos de temporada, siendo los más populares los mejillones, las almejas, las navajas, los berberechos y las vieiras.

Cortes magros de carne roja de res y cerdo. Como ocurre con la rubia gallega que compite en calidad con la carne Waygu o Kobe, las carnes gallegas se encuentran entre las mejores tanto a nivel nacional como internacional.

Te puede interesar La calidad de vida relacionada con la edad puede mejorar con una sustancia que se encuentra en alimentos como el café

Los ingredientes principales son frutas y verduras frescas.

Las verduras gallegas que se encuentran comúnmente en la región incluyen patatas, coles, pimientos de Padrón, berzas y grelos.

También contiene otras fuentes de grasas saludables como nueces y semillas, así como ingredientes nutritivos como aceite de oliva, ajo y cebolla.

La dieta atlántica destaca por su enfoque en promover la salud y su filosofía de alimentación equilibrada. Está relacionado con un menor riesgo de desarrollar una serie de enfermedades crónicas, incluidas enfermedades cardíacas, diabetes y obesidad, y proporciona las vitaminas, minerales y proteínas necesarias para garantizar una salud óptima.

Te puede interesar ¿Es el café la "estrella" de los suplementos pre-entreno para perder grasa?

¿Cuáles son los beneficios para la salud de una dieta atlántica?

No es de extrañar que esta dieta sea una elección saludable si tenemos en cuenta que sus alimentos básicos son el pescado, las carnes rojas, los productos derivados del cerdo, los lácteos, las verduras, las patatas y el pan integral o de maíz.

Al enfatizar los alimentos naturales y frescos, esta dieta cuenta con una materia prima de primerísima calidad. También se ha añadido un conjunto de recomendaciones de alimentación sostenible que ofrecen todos los nutrientes necesarios para una dieta equilibrada.

Se compone de proteínas magras de primera calidad como pescado, cerdo, frijoles y legumbres.

El aceite de oliva y las nueces constituyen una parte importante de las grasas saludables que contiene.

La gente come muchos cereales, frutas y verduras.

Teniendo en cuenta todos estos factores, no debería sorprender que la dieta atlántica sea rica en fibra, proteínas y grasas saludables y baja en azúcares y grasas saturadas.

También respaldan sus beneficios para la salud los informes de la Fundación Dieta Atlántica.

Te puede interesar Las 10 preguntas más frecuentes sobre tomar proteína en polvo

Lo siguiente también lo aprendieron investigadores españoles, que publicaron sus hallazgos en la revista BMC Medicine en junio de 2021.

La dieta atlántica está relacionada con niveles más bajos de algunos factores de riesgo cardiovascular, un menor riesgo de infarto de miocardio y una reducción de la mortalidad por causas no cardiovasculares.

Y es cierto que el pescado y el marisco son parte esencial de la dieta atlántica como fuente de ácidos grasos omega-3 y proteínas magras. Además, promueve el consumo ocasional de carnes rojas, queso y huevos, pero no como pilar de la dieta.

Se recomienda el consumo de productos lácteos porque son una fuente importante de calcio. Al igual que el alcohol, se recomienda que el consumo de vino tinto sea moderado y limitado a 1 o 2 vasos por día.

¿Cómo puedes incorporar la dieta atlántica a tu alimentación habitual?

A continuación se ofrecen algunos consejos que le ayudarán a aplicar la dieta atlántica a su vida diaria:

Consuma alimentos más esenciales como frutas, verduras, cereales integrales y aceite de oliva.

Incluya pescado dos o tres veces por semana.

2 veces por semana se debe consumir menos carne de res.

A menos que sean piezas con buen veteado de grasa, si repites el proceso más de una vez.

Limite su consumo de lácteos.

Asegúrese de que las frutas y verduras sean de temporada y que ambas estén frescas.

Por último, pero no menos importante, asegúrese de consumir cereales como arroz integral y quinua al menos tres veces por semana.

Podrás aplicar fácilmente las ventajas de la dieta atlántica a tu vida diaria teniendo en cuenta estas sugerencias.

Como ves, la dieta se centra en utilizar productos locales y comer pescado y marisco.

Así que no esperes más para empezar a incorporar la dieta atlántica a tu vida diaria si quieres disfrutar de una salud de hierro como los gallegos.

O puedes combinar los mejores elementos de las dietas mediterránea y atlántica.

Te dejamos un video de YouTube de nuestro canal Método Lázaro ¿necesitas motivación?

¡Subscríbete a nuestro boletín de noticias!

Recibirás las últimas novedades de entrenamientos y nutrición deportiva. Además de descuentos, promociones y mucho más.

Últimas entradas

crossmenu
×