El arroz y su relación con el arsénico

14 de febrero de 2024

La preocupación recurrente sobre la presencia de arsénico, un conocido veneno, en el arroz y los posibles riesgos para la salud es un tema que surge con regularidad. Es cierto que el arroz contiene ciertas cantidades de arsénico inorgánico. Sin embargo, la respuesta a la pregunta de si hay motivos para preocuparse es negativa, como se indica en el título. Aunque es importante considerar algunas medidas, una vez tenidas en cuenta, no hay razón para inquietarse.

El arroz y su contenido de arsénico

¿Qué es el arroz?

El arroz es un grano de cereal. El grano viene en más de 40.000 variedades con diferentes formas, tamaños, texturas, aromas y colores. Pueden ser de grano largo, mediano y corto y requieren un tiempo de preparación muy corto.

Composición del arroz

La mayoría de las variedades contienen una gran cantidad de carbohidratos y proteínas. El contenido de fibra varía según los tipos de arroz. Por ejemplo, el arroz integral tiene más fibra que el arroz. También es rico en minerales como calcio, hierro, sodio, potasio, manganeso, selenio y cobre. Las vitaminas que contiene incluyen niacina, ácido pantoténico y tiamina. Es un gran alimento para las personas que desean una opción sin gluten y contiene poca grasa.

La variedad de arroz blanco de grano corto se considera saludable ya que contiene la mayoría de los nutrientes y es rica en ácidos grasos omega-6, que son conocidos por sus propiedades proinflamatorias. Sin embargo, generalmente es baja en vitaminas y minerales.

Es un alimento fundamental en muchas cocinas de todo el mundo y es un importante cultivo de cereales que alimenta a más de la mitad de la población mundial. Los beneficios para la salud de este cultivo son tan extendidos.

La presencia de arsénico en el arroz

El arsénico llega al arroz mediante su absorción, especialmente cuando se cultiva en campos inundados, absorbiendo este elemento del suelo. Naturalmente, el suelo ya contiene arsénico, pero el problema surge cuando la cantidad aumenta, ya sea de forma natural, como en el caso del arroz de origen asiático, donde el aumento del nivel del agua contribuye a la presencia de arsénico, o debido al uso de ciertos fertilizantes y pesticidas.

Es esencial tener en cuenta que, en el caso del arroz español, la contaminación es mínima y se encuentra muy por debajo de los límites de seguridad establecidos por la Unión Europea en 2016. Estos límites fueron fijados para que la industria alimentaria regule las cantidades de arsénico presentes en el arroz comercializado.

Además, el consumo de arroz en España es considerablemente menor que en otros países, reduciendo así nuestra exposición. Según la Agencia Europea para la Seguridad Alimentaria, la seguridad está asegurada con niveles de arsénico por debajo de 150 microgramos semanales por cada kilogramo de peso corporal. Los estudios pertinentes han confirmado que estamos considerablemente por debajo de estos límites para garantizar nuestra seguridad alimentaria.

Medidas que debemos tomar

En cualquier situación, existen precauciones que pueden garantizar que no superamos los límites de seguridad y que consumimos arroz de manera segura:

Recordar que es aconsejable buscar la ayuda de un nutricionista fitness en Barcelona para seguir una dieta equilibrada y saludable y no tener ninguna deficiencia nutricional.

Te dejamos un artículo de nuestro canal de YouTube Método Lázaro sobre 5 cosas que no debes comer antes de entrenar:

¡Subscríbete a nuestro boletín de noticias!

Recibirás las últimas novedades de entrenamientos y nutrición deportiva. Además de descuentos, promociones y mucho más.

Últimas entradas

crossmenu
×