¿Sientes dolores en la cervicales? Te decimos qué ejercicios te ayudarán a evitarlos

13 de octubre de 2023

Los dolores en las cervicales pueden aparecer en el momento menos pensado y quedarse mucho tiempo. Una opción es tomar un relajante, otra es prevenirlos o combatirlos con ejercicios. A continuación te decimos qué hacer para alejar esas molestias.

Las vértebras cervicales ayudan a soportar la caja que salvaguarda a nuestro cerebro, mientras que los músculos que las rodean le dan movimiento y flexibilidad al cuello. Además, prácticamente, esas vértebras nunca dejan de trabajar. Siempre están disponibles cuando estamos caminando, trabajando frente al ordenador, haciendo deporte, ejercicios y durmiendo la siesta o en medio de la noche.

Esta nota te va a interesar: 6 razones por las que dormir bien pueden ayudarte a bajar de peso

¿Cuáles son los síntomas de las molestias en las cervicales?

Cuando arrecia esa molestia intensa en la nuca, denominada cervicalgia, muchos perdemos prácticamente la cabeza y no sabemos qué haces para combatirla.  

Datos extraídos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) señalan que, aproximadamente, 1710 millones de personas en todo el mundo padecen de trastornos musculoesqueléticos, y de toda esa enorme cantidad, unos 222 millones de seres humanos sufren de dolor de cuello.

Esta nota te va a interesar: Ejercicios para prevenir y aliviar molestias por estrés y dolor de cuello - entrenamiento reducir estrés

Las razones son variadas y tienen que ver con nuestro modo de vida. Según la Clínica de la Universidad de Navarra, España, el dolor cervical no solo tiene un foco de alerta roja en una zona específica, sino un conjunto de síntomas como:

¿Por qué sentimos tanto dolor en las cervicales?

Como señalamos anteriormente, debido a su incesante labor diurna, nocturna y durante el sueño, las vértebras cervicales tienen una mayor predisposición a las lesiones. Las razones pueden ser:

El trabajo repetitivo y continuado, como estar frente a un ordenador, puede ocasionar dolores en el cuello.

Cómo proteger tus cervicales de las lesiones

Las contracturas y lesiones son muy constantes en esa zona del cuerpo. Te revelamos algunas medidas que te ayudarán a alejarlas de tu vista y paciencia.

Ejercicios para fortalecer la zona cervical y acabar con las molestias

Justamente, es la falta de fuerza en esa zona la que provoca que la zona cervical sufra lesiones. Te damos algunos consejos para evitarlos.

Ejercicio sencillo para evitar molestias en el cuello y la espalda. Los movimientos de tus pasos beneficiarán a las articulaciones, los discos y los nervios de esa región de la columna. 20 a 30 minutos diarios serán suficientes.

Caminar tiene múltiples beneficios, entre ellos fortalecer tu espalda y cuello.

Con este ejercicio se descontractura la zona del cuello. Mueve la cabeza hacia un lado, como si la oreja quisiera tocar el hombro. Estira el cuello al máximo, pero sin levantar el hombro. Repítelo 5 veces por lado en forma lenta y suave.

Otro ejercicio es subir los hombros, de tal manera que los trapecios y la musculatura de los omóplatos se muevan. Sube y baja los hombros al mismo tiempo. También puedes moverlos en círculos, de atrás para adelante. Haz 5 repeticiones.

Esta nota te va a interesar: Contracturas musculares y sus tipos

Gira tu cabeza de izquierda a derecha. Asegúrate de que tu tronco esté inmóvil y alineado con tus hombros. Que tu cabeza gire en forma horizontal, estírala al máximo pero evita hacerlo con brusquedad.

La falta de fuerza en la zona cervical es causa de lesiones en esa parte del cuerpo

Nadar es una terapia extraordinaria para fortalecer la espalda, desarrolla la musculatura alrededor de la columna y mejora la postura del cuerpo. Eso sí, un especialista o profesor de natación debe orientarte acerca de qué estilo te convendría así como para controlar tus sesiones en el agua.

La natación, un ejercicio completo que beneficia altamente la zona del cuello y la espalda.

Con este ejercicio potenciarás los músculos del cuello, hombros y espalda. Te librarás además de las contracturas. Túmbate boca abajo sobre tu colchón de entrenamiento, flexiona el tronco hacia arriba, mantén las piernas juntas y los brazos a los lados. Apoya las manos en el suelo. Mantén la cabeza recta o inclínala hacia atrás por 30 segundos. Haz dos repeticiones.

La postura de la cobra fortalece los músculos de la espalda. Consulta con tu entrenador antes de realizar este ejercicio.

Si haces ejercicios o practicas deportes, que un entrenador personal en Barcelona te oriente sobre la mejor manera de desarrollar la musculatura alrededor de la columna vertebral. Eso disminuirá el riesgo de lesiones y dolores en tus cervicales.

Te dejamos un video de nuestro canal de YouTube Método Lázaro sobre: Aprende cómo entrenar correctamente la ESPALDA y evita lesiones.

¡Subscríbete a nuestro boletín de noticias!

Recibirás las últimas novedades de entrenamientos y nutrición deportiva. Además de descuentos, promociones y mucho más.

Últimas entradas

crossmenu
×