Dieta para tratar la hiperinsulinemia Te lo contamos

15 de marzo de 2023

La condición conocida como hiperinsulinemia es aquella en la que el cuerpo produce más insulina de lo habitual.

Te explicamos las causas del problema y el papel que juega la dieta.

Dado que se encarga de controlar el azúcar en la sangre, la insulina es una hormona crucial para el cuerpo.

Sin embargo, la hiperinsulinemia puede requerir una dieta especial si el cuerpo produce cantidades excesivas en algunas circunstancias.

No hay suficiente información disponible sobre este tema porque la mayoría de las personas pueden darse cuenta cuando esta hormona es deficiente en lugar de excesiva.

Por ello, hoy entraremos en más detalle sobre la dieta para la hiperinsulinemia.

¿Qué es la insulina?

Es necesario revisar las ideas previas sobre la insulina para comprender mejor este trastorno. En particular, debido a que se encarga de controlar la glucosa, esta hormona es fundamental para mantener un peso saludable.

El órgano encargado de producirlo es el páncreas.

En consecuencia, se sintetiza más hormona para permitir el suministro de glucosa a los tejidos cuando los niveles de azúcar en la sangre son altos.

Por lo tanto, un metabolismo saludable funciona. Sin embargo, cuando hay hiperproducción, esta circunstancia puede provocar cambios en el metabolismo.

¿Qué es exactamente la hiperinsulinemia?

Por lo tanto, los niveles más altos de lo normal de esta hormona se conocen como hiperinsulinemia. Otros factores que pueden contribuir a esta condición incluyen la resistencia a la insulina, los tumores pancreáticos y otras neoplasias activas.

Cabe señalar que aunque no siempre está relacionado con la intolerancia a la glucosa, eventualmente puede causarla y derivar en enfermedades como la diabetes.

Según el estudio "Hiperinsulinismo: fisiopatología y manifestaciones clínicas en obstetricia y ginecología", algunos tipos de cáncer, incluidos el cáncer de ovario, de mama y colorrectal, se han relacionado con la afección.

Una dieta para tratar la hiperinsulinemia.

Se planteó la posibilidad de recomendar una dieta para la hiperinsulinemia dado el diagnóstico de la enfermedad.

Dado que esto tiene como objetivo deshacer sus efectos, es probable que las terapias complementarias y la nutrición se usen en conjunto para identificar la causa.

La hiperinsulinemia es causada en gran medida por la dieta, lo que requiere un cambio en los patrones de alimentación.

Así que, según los expertos en la materia, debes basar tu dieta en productos naturales, saludables y, lo más importante, esenciales.

Debe hablar con un Nutricionista sobre su situación específica porque estos consejos son generales.

Varios vegetales

Además de tener cantidades importantes de vitaminas y minerales, las verduras también contienen fibra, un componente dietético que ayuda a mantener los niveles normales de glucosa en sangre, lo que las convierte en excelentes aliadas para las personas con trastornos metabólicos. sangre.

Por otro lado, no estimulan una cantidad excesiva de producción de insulina porque tienen un índice glucémico bajo.

Como resultado, no pueden ser excluidos del plan de dieta de hiperinsulinemia.

Él Debería ser obvio que en esta situación, los alimentos que contienen demasiados carbohidratos deben reducirse.

Sin embargo, esto no implica que estén prohibidos.

Todos los cereales integrales y sus harinas, incluido el arroz integral, las lentejas, los garbanzos, la avena y las lentejas, proporcionan fibra.

Por tanto, dado que no favorecen un exceso de producción de insulina, es ideal elegir estos productos.

Tanto nueces como semillas.

En pequeñas cantidades, las nueces y las semillas contienen carbohidratos.

Ofrecen grasas saludables, proteínas y una cantidad considerable de fibra.

Así que incluirlos en la dieta es un acierto.

Naturalmente, ten en cuenta que consumir demasiadas almendras, nueces o cualquier otro tipo de fruta seca puede provocar un aumento de peso, ya que contienen lípidos.

Fruta fresca.

Consumir fruta como sustituto de snacks procesados ​​y azucarados es una opción.

Las manzanas, las peras, los melones, las cerezas y las mandarinas se encuentran entre los alimentos de bajo índice glucémico más recomendables para las personas con hiperinsulinismo.

Recuerda que no son los únicos permitidos y que también se sugiere comerlos enteros y no en jugo.

También puedes combinarlos con alimentos que contengan nutrientes adicionales, como la leche o las nueces.

No afectan el aumento de la secreción de insulina porque estos alimentos son fuentes de proteínas.

Siempre que sus porcentajes de participación en los planes diarios y mensuales estén equilibrados, las personas con hiperinsulinemia pueden consumirlos sin problema.

alimentos que no deben incluirse en una dieta para personas con hiperinsulinemia.

Se debe evitar el azúcar y todos los alimentos que puedan contenerlo porque, como ya se mencionó, esta condición puede ir acompañada de alteraciones de la glucosa.

Debe evitar lo siguiente en esta situación.

La dieta de la hiperinsulinemia no funciona como magia

No existen dietas mágicas que puedan normalizar esta condición; en su lugar, debe modificar sus hábitos alimenticios para centrarse en alimentos integrales y naturales.

Similar a esto, debes evitar los procesados ​​y azucarados.

También debe hacer ejercicio todos los días y mantener un peso saludable.

Los controles médicos periódicos son necesarios, sobre todo hasta que se haga un diagnóstico preciso de la causa de la hiperinsulinemia porque, como ya hemos mencionado, algunos tumores pueden estar escondidos detrás del trastorno.

¡Subscríbete a nuestro boletín de noticias!

Recibirás las últimas novedades de entrenamientos y nutrición deportiva. Además de descuentos, promociones y mucho más.

Últimas entradas

crossmenu
×