Contactar

Los edulcorantes tienen riesgos para la salud

29 de junio de 2023

Los adultos que continúan usando edulcorantes sin azúcar corren un mayor riesgo de desarrollar diabetes tipo 2, enfermedades cardiovasculares y mortalidad, según esta nueva recomendación de la OMS.

Recientes recomendaciones sobre edulcorantes sin azúcar de la Organización Mundial de la Salud (OMS) prohíben su uso debido a posibles riesgos para la salud.

Aunque muchas personas usan edulcorantes para mantener su peso, la agencia ha desaconsejado hacerlo porque afirma que estos productos no reducen la grasa corporal de forma permanente.

Una nota sobre el tema de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) afirma: "La recomendación se basa en los resultados de una revisión sistemática de la evidencia disponible, que sugiere que el uso de edulcorantes sin azúcar no confiere ningún efecto sobre la salud a largo plazo".

De acuerdo con este nuevo consejo, los adultos que continúan usando estos edulcorantes corren un mayor riesgo de desarrollar diabetes tipo 2, enfermedades cardiovasculares y mortalidad.

Un nutricionista puede ayudarlo a crear un plan personalizado que se adapte a sus necesidades particulares porque cada persona es diferente.

Edulcorantes

Los edulcorantes son aditivos alimentarios o sintéticos que se utilizan para endulzar tanto alimentos como bebidas sin añadir calorías a la dieta.

Uno de los edulcorantes mencionados por la OMS, por ejemplo, es el ciclamato de sodio E-952.

Es un edulcorante utilizado en bebidas que se cree que es unas 30 veces más dulce que el azúcar.

Se absorbe en pequeñas cantidades y se elimina por la orina.

El edulcorante sacarina E-954 puede aumentar el dulzor de los alimentos entre 300 y 500 veces más que el azúcar, no tiene calorías, no se metaboliza y se excreta en la orina.

Se cree que es seguro para los diabéticos cuando se consume con moderación.

El aspartamo E-951 tiene una dulzura 200 veces mayor que el azúcar.

En las personas con fenilcetonuria, un trastorno metabólico congénito en el que el hígado no puede sintetizar.

El aminoácido tirosina a partir de la fenilalanina, lo descompone en ácido L-aspártico y L-fenilalanina, que pueden ser perjudiciales.

Para reducir la ingesta de azúcares libres, las personas deberían pensar en estrategias alternativas, según Francesco Branca, director de nutrición y seguridad alimentaria de la OMS.

Entre otras cosas, aconseja "comer alimentos y bebidas sin azúcar o alimentos con azúcares naturales, como la fruta".

Branca enfatizó la falta de confiabilidad de los edulcorantes sin azúcar como componentes dietéticos y su falta de valor nutricional.

El acesulfamo-K, el aspartamo, el advantamo, los ciclamatos, el neotamo, la sacarina, la sucralosa.

La stevia y sus derivados también se encontraban entre los edulcorantes no nutritivos más utilizados, según las autoridades sanitarias.

Estos riesgos consisten en:

Aumento de la ingesta de alimentos y el apetito: el uso frecuente de edulcorantes artificiales puede causar estos efectos, según algunos estudios. Consumo de comida.

Esto puede anular las ventajas de usar edulcorantes para reducir las calorías.

Según una investigación, el uso de edulcorantes artificiales se asocia con un mayor riesgo de desarrollar trastornos metabólicos como resistencia a la insulina, diabetes tipo 2 y síndrome metabólico.

Se necesita más investigación para establecer una relación causal distinta.

Impacto en la microbiota intestinal: las investigaciones han indicado que algunos edulcorantes artificiales, como el aspartamo y la sacarina.

Pueden alterar la composición de la microbiota intestinal, que es crucial para la salud inmunológica y el bienestar digestivo.

Efectos sobre la saciedad y el control del peso: hay alguna evidencia que sugiere que los edulcorantes artificiales pueden tener un impacto en la saciedad y el control del peso.

Lo que podría conducir a un aumento en la ingesta total de calorías.

Reacciones alérgicas y sensibilidad: algunas personas pueden ser sensibles o alérgicas a ciertos edulcorantes.

Como el aspartamo, y pueden experimentar síntomas como dolores de cabeza, náuseas, erupciones cutáneas u otros problemas médicos.

Es crucial recordar que la tolerancia de una persona, las características únicas, el tipo y la cantidad de edulcorante que consume y los riesgos asociados con ellos pueden tener un impacto.

Todo el mundo debería acatar la recomendación de la OMS, que establece que "incluye todos los edulcorantes no nutritivos sintéticos, naturales o modificados que no estén clasificados como azúcares y estén presentes en alimentos y bebidas elaborados, o que se vendan solos".

Para ser añadido por los consumidores a los alimentos y bebidas.

Te puede interesar Razones por las que necesitas contratar a un personal trainer online para bajar de peso

Aquí tienes algunos ejemplos de edulcorantes no nutritivos sintéticos y naturales/modificados que se utilizan en alimentos y bebidas manufacturados:

Edulcorantes no nutritivos sintéticos:

Edulcorantes no nutritivos naturales o modificados:

Estos son solo algunos ejemplos de edulcorantes no nutritivos utilizados en alimentos y bebidas manufacturados.

El grupo señaló que la sugerencia era solo una de muchas sobre dietas saludables que tienen como objetivo.

"Mejorar la calidad de la dieta y reducir el riesgo de enfermedades no transmisibles a nivel mundial".

Te dejo un video de nuestro canal de YouTube Método Lázaro

¡Subscríbete a nuestro boletín de noticias!

Recibirás las últimas novedades de entrenamientos y nutrición deportiva. Además de descuentos, promociones y mucho más.

Últimas entradas

crossmenu
×